Buscar

Vatican News

La “Negrita de los Ángeles” de Costa Rica en los Jardines Vaticanos

La mañana de este martes, 26 de octubre, se llevó a cabo en la Vía de las Vírgenes de los Jardines Vaticanos la Entronización de Nuestra Señora de los Ángeles, Patrona de Costa Rica. El mosaico de la “Negrita de los Ángeles” fue realizado por la artista y artesana costarricense Paula Sáenz Soto.

Renato Martinez - Ciudad del Vaticano

Este martes, 26 de octubre, en los Jardines del Estado de la Ciudad del Vaticano, tuvo lugar la ceremonia de Entronización de Nuestra Señora de los Ángeles, Patrona de Costa Rica, en la Vía de las Vírgenes de los Jardines Vaticanos. La ceremonia estuvo presidida por Monseñor Fernando Vérgez Alzaga, Presidente de la Gobernación del Estado de la Ciudad del Vaticano; Monseñor José Manuel Garita, Presidente de la Conferencia Episcopal de este país Centroamericano; y el Embajador de Costa Rica ante la Santa Sede, Federico Zamora Cordero. También participaron autoridades eclesiásticas, miembros del Cuerpo Diplomático acreditados ante la Santa Sede, los promotores del proyecto del mosaico, benefactores, peregrinos, religiosos y religiosas de la comunidad “tica” residentes en Roma y otros invitados.

Entrevista con el Embajador de Costa Rica ante la Santa Sede

La devoción a la Patrona de Costa Rica

La advocación de “La Negrita de los Ángeles”, como también se la conoce a la Patrona de Costa Rica, tiene su origen en 1635, en plena época colonial, y ha marcado la vida y el desarrollo de este país Centroamericano. Cada 2 de agosto, la Basílica de Nuestra Señora de los Ángeles, en la ciudad de Cartago, Costa Rica, congrega a millones de peregrinos que realizan la peregrinación pidiendo la intercesión de La Negrita, presentando sus intenciones personales y agradeciéndole los favores concedidos. Esta advocación fue declarada Patrona de Costa Rica y Protectora de las Américas por el Papa Juan Pablo II.

Entrevista con Monseñor José Manuel Garita

Un mosaico con tonos naturales únicos

El mosaico inaugurado en los Jardines Vaticanos es obra de la artista y artesana costarricense Paula Sáenz Soto. Mide 1,60 m. de alto por 1,30 m. de ancho, con fragmentos de piedra originales de los cimientos de la segunda Basílica de Cartago, de Costa Rica, otras piedras provienen del lugar donde se encontró en 1635, así como piezas de todas las diócesis de Costa Rica, piedras de varios ríos, que adornan la imagen con tonos naturales únicos, y vidrios con pan de oro de 24 quilates. El proyecto contó con el patrocinio especial de la Universidad Autónoma de Centroamérica (UACA); su Rector, Guillermo Malavassi, entregó el libro que documenta el proceso de elaboración del mosaico hasta su entronización en los Jardines Vaticanos. A partir de hoy, los visitantes de los Jardines del Vaticano podrán conocer la historia de la "Negrita de los Ángeles" y apreciar un mosaico que representa la espiritualidad del pueblo costarricense.

Entrevista con Paula Sáenz Soto autora del mosaico
26 octubre 2021, 17:50