Buscar

Vatican News

Monseñor Jonny Reyes: "Nuestros pueblos quieren que la Iglesia esté de su lado"

En representación de los pueblos de la Amazonía venezolana, el vicario apostólico de Puerto Ayacucho afirma que los derechos de los indígenas "son pisoteados", que las leyes existen pero no se cumplen, por lo tanto, "estos pueblos esperan que en este Sínodo sus voces sean escuchadas y que la Iglesia esté de su lado".

Sofía Lobos - Ciudad del Vaticano

En Vatican News entrevistamos a Monseñor Jonny Eduardo Reyes Sequera, salesiano y vicario apostólico de Puerto Ayacucho en Venezuela, quien participa en este Sínodo en representación de los pueblos de la Amazonía venezolana.

Problemas en la Amazonía venezolana

Teniendo en cuenta la grave situación que se vive en su país, preguntamos a Monseñor Jonny Eduardo Reyes cuáles son los problemas más urgentes a los que se enfrentan las comunidades indígenas en su zona.

"Nuestros problemas son muchos y más aún en estos tiempos de crisis que se extienden por más de diez años. Tenemos problemas económicos, no hay comida, no hay medicinas, las estructuras de servicios están todas colapsadas, lamentablemente millones de hermanos nuestros han tenido que migrar y eso también es un problema", declara Monseñor Reyes.

La minería y la contaminación

En cuanto al tema de la ecología, el obispo venezolano destaca el gran problema de la minería y de una cultura extractivista que está dañando los bosques y contaminando los ríos, una realidad muy peligrosa para todas las comunidades indígenas ya que se trata de sustancias mortales como el mercurio y el cianuro.

 

"Por lo tanto, hablamos de grandes dificultades -asegura el mitrado- pero en este punto quisiera acentuar que nuestro pueblo tiene mucha esperanza, es un pueblo lindo y el indígena es una persona que conserva siempre la esperanza de que Dios lo va a ayudar a superar esta situación, es por ello que nosotros debemos ser los primeros en fortalecer esa esperanza de estas comunidades en la Amazonía".

Entrevista a Monseñor Jonny Eduardo Reyes

Y hablando sobre la preparación previa a este gran evento de la Iglesia universal, preguntamos a nuestro entrevistado cómo se ha preparado para participar como padre sinodal:

"Hemos venido a Roma a representar a nuestros pueblos. No venimos aquí a hablar nosotros teóricos de la misión, de la teología o de la pastoral, sino que queremos ser los portavoces de las inquitudes, de las esperanzas, de los sufrimientos de nuestra gente; especialmente en el marco de esta situación que se vive en nuestro país", explica el prelado. 

¿Qué esperan de este Sínodo los pueblos de la Amazonía venezola?

"Quieren ser escuchados, que se oigan sus voces, que se le diga al mundo que ellos existen, ya que hasta ahora han sido maltratados e ignorados. El mundo debe convencerse de que son nuestros hermanos en Cristo".

 

"En segundo lugar, esperan que la Iglesia siga siendo una aliada fundamental en la reivindicación de sus tierras y de sus derechos. Actualmente en Venezuela los derechos humanos son pisoteados, especialmente los derechos de los indígenas; están las leyes pero no se cumplen por lo tanto, ellos quieren ver que la Iglesia, que es una institución mundial y con fuerza, está de su lado", concluye Monseñor Reyes.

09 octubre 2019, 13:55