Buscar

Vatican News

Venezuela: Alarma Cáritas por el aumento de la desnutrición en medio de Covid-19

La desnutrición en Venezuela antes del Covid-19 era ya motivo de alarma, sobre todo, entre la población infantil de los sectores más pobres. Desde abril, ha redoblado según cifras aportadas por Cáritas.

Alina Tufani – Ciudad del Vaticano

“Las cifras de desnutrición en Venezuela se han incrementado constantemente, intensificadas debido a la pandemia por COVID-19; desde abril, ha subido de 8,9% a 17,6%, de acuerdo al sondeo realizado en más de 20 estados”. Esta es la denuncia de Cáritas Venezuela, en la voz de su Directora Janeth Márquez, que en una entrevista a una radio local afirmó que a pesar de la leve mejoría de la situación alimentaria por las ayudas recibidas a principios de 2020, con la pandemia de Covid-19, la desnutrición se ha incrementado en casi el doble. La socióloga aseguró que los venezolanos “no tienen cómo llevar comida a casa, ni cómo hacer una dieta balanceada”. Igualmente, aclaró que en algunos estados del occidente la condición de desnutrición y falta de alimentos roza el 22 por ciento.

La noticia reportada en el portal de la Conferencia Episcopal de Venezuela (CEV) señala también la gravedad de la situación cuando al incremento de la desnutrición, se une el aumento continuo de casos por Covid-19.  “Es necesario buscar mecanismos de articulación entre las diversas instancias del Estado con instituciones y organismos internacionales para la distribución de alimentos” dijo la directora de Cáritas al pedir a las autoridades que se permita la entrada del Programa Mundial de Alimentos y que las políticas públicas se dediquen a buscar soluciones concretas y eficaces  a la problemática y “sincerar” los programas sociales ya en curso. 

Según datos aportados en la última actualización de la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida (ENCOVI), el 33 por ciento de hogares venezolanos están en situación de inseguridad alimentaria severa, un 10 por ciento más que en 2018. También se reporta que menos de uno de cada 10 hogares del país (7%) está completamente libre de inseguridad alimentaria, una cifra que podría reducirse al 3% como resultado de la pandemia. El informe ENCOVI subraya al mismo tiempo que crece el porcentaje de hogares en insuficiencia alimentaria moderada porque más allá de la preocupación por la falta de alimentos también hay ajustes en la disponibilidad de recursos que afectan la calidad de la dieta.

Otro informe publicado, en abril, por la Red Global contra las Crisis alimentarias y la Red de Información sobre Seguridad Alimentaria, ubica a Venezuela entre los primeros cuatro países del mundo con inseguridad alimentaria. Los datos presentados en esta edición corresponden al 2019, donde Venezuela fue clasificado como un país en “emergencia”. Una perspectiva que coincide con el Proyecto sobre Estudios de la Pobreza de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB) que constata que estos resultados son consecuencia del crecimiento de la pobreza en un país que ya se encuentra entre los más pobres de América Latina.

24 agosto 2020, 15:02