Cerca

Vatican News
dreamers obispos estados unidos cierre Los jóvenes inmigrantes estadounidenses "Dreamers"  

Migrantes, EE.UU: Obispos exhortan a presidente y legisladores poner fin al cierre

En la declaración conjunta del Presidente de los Obispos de Estados Unidos, card. DiNardo, y del Presidente del Comité de Migración, mons. Vásquez, la exhortación a poner fin al cierre y a buscar una solución legislativa permanente para los dreamers

Ciudad del Vaticano

"Instamos al Presidente y a los legisladores a que pongan fin al cierre. Los líderes políticos deben unirse para asegurar que se alcance una solución bipartidista que reconozca la lucha económica que muchas familias están enfrentando, incluyendo aquellas que dependen de trabajadores federales y aquellas que reciben asistencia de programas de nutrición críticos y vivienda”. Así comienza la declaración de los Obispos de la USCCB, firmada este 20 de enero por Cardenal Daniel DiNardo, de Houston, Texas, Presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos (USCCB) y el Obispo Joe S. Vásquez, de Austin, Texas, Presidente del Comité de Migración de la Conferencia.

Vital una solución legislativa permanente

La declaración de los obispos estadounidenses llega después de la oferta hecha por el presidente Trump a los demócratas, este sábado 19 de enero, de extender por tres años la protección a los inmigrantes indocumentados amparados bajo los programas conocidos como DACA (Acción Diferida para los Llegados en la Infancia) ) y TPS (Estatus de Protección Temporal) a cambio de obtener el presupuesto para construir el muro fronterizo con México.  A este respecto,  los obispos  afirman en la declaración que los “alienta la apertura del Presidente para proporcionar alivio legislativo a los titulares” de TPS y  a los beneficiarios de DACA, pero evidencian que “la propuesta del Presidente sólo proporcionaría un alivio temporal, dejando a muchos en un estado de vulnerabilidad continuo”. Y por ello consideran “que una solución legislativa permanente para los titulares de TPS y para todos los  Dreamers (soñadores) es vital”. Además, - continúan los prelados – “la propuesta pide la construcción de un muro a lo largo de la frontera de Estados Unidos con México, una propuesta a la que se oponen nuestros hermanos obispos de ambos lados de la frontera de Estados Unidos con México, y sugiere cambios en la ley actual que dificultarían el acceso a la protección de los niños no acompañados y los solicitantes de asilo”.

El alivio temporal no soluciona los problemas

Los obispos de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos recuerdan que tantos niños y jóvenes titulares de TPS o beneficiarios de DACA “han vivido partes sustanciales de sus vidas en los Estados Unidos” contribuyendo con el país. “Escuchamos y entendemos el miedo y la incertidumbre que ellos y sus familias enfrentan y la angustia que están experimentando actualmente a medida que sus existentes protecciones de inmigración cuelgan de la balanza y llegan a su fin”.

Necesaria una reforma migratoria integral y permanente

Por ello – recuerdan los prelados – “por mucho tiempo hemos abogado por una reforma migratoria integral; una reforma que provea soluciones permanentes: incluyendo seguridad fronteriza, protección para los niños no acompañados vulnerables y los solicitantes de asilo, y un camino definido hacia la ciudadanía que permita a nuestros hermanos y hermanas inmigrantes contribuir plenamente a nuestra sociedad”.

Los obispos estadounidenses concluyen la declaración con la esperanza de una “revisión de la propuesta del Presidente en detalle”.  “Esperamos trabajar con la Casa Blanca y el Congreso para promover una legislación que muestre compasión, nos mantenga a salvo y proteja a los vulnerables".

21 enero 2019, 12:35