Cerca

Vatican News

La ONU denuncia muertes de niños en Venezuela por el deterioro de la sanidad

Cuatro relatores de las Naciones Unidas y una de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos aseguran que “el sistema de salud venezolano está en crisis” y están muriendo niños por causas prevenibles. Los expertos están “impactados de que los propios hospitales se hayan convertido en un lugar donde la vida de las personas se pone en riesgo”.

Sofía Lobos - Ciudad del Vaticano

La situación en Venezuela sigue siendo crítica y extrema. A la inestabilidad política que sufre el país, se le suma la crisis alimentaria, migratoria y el aumento del índice de pobreza. En esta ocasión, las alarmas saltan ante el gran número de muertes infantiles a causa del colapso del sistema sanitario.

Un grupo de expertos en derechos humanos de la ONU, ha denunciado que en tierras venezolanas mueren niños por causas que podrían prevenirse y que están relacionadas con el deterioro de los hospitales, la escasez de medicamentos y la falta de medidas eficaces de higiene.

Los gobiernos internacionales deben actuar

"Al menos 16 menores de cinco años han muerto en el Hospital Universitario de Pediatría Dr. Zubillaga, en el estado de Lara, en lo que va de 2018 por infecciones causadas por higiene deficiente", declara la relatora de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, Soledad García, argumentando que incluso hay informes de la muerte de menores en hospitales por desnutrición, infecciones respiratorias agudas, enfermedades diarreicas agudas y por otros padecimientos.

 

En este contexto, los expertos alertan de que “se ha alcanzado un momento de crisis en el sistema sanitario de Venezuela” y “los propios hospitales se han convertido en un lugar donde la vida de las personas se pone en riesgo”.

Ante el “serio deterioro”, piden al Gobierno que actúe “de manera urgente” para movilizar los recursos necesarios y disponibles, solicitando la intervención de la cooperación internacional; a la vez que se muestran desconcertados por los informes que indican que el personal sanitario, los periodistas y los familiares de las víctimas que han denunciado o han presentado quejas, "están siendo acosados e intimidados".

Muertes infantiles por causas prevenibles

Por otra parte, los expertos también alertan de la delicada situación de las personas mayores, “quienes enfrentan condiciones de extrema vulnerabilidad frente al cierre de instalaciones de atención y la escasez de medicamentos y alimentos”; y subrayan su preocupación por los resultados de un estudio que muestra que las personas mayores pierden 16 kilos al año en promedio por la escasez de alimentos en los centros de atención en el estado Miranda.

Los datos con los que cuentan muestran una escasez de más del 80% en medicamentos para la presión arterial y los niveles de azúcar altos, dos de las afecciones más comunes entre las personas mayores.

Petición del Consejo de Derechos Humanos

Ante este dramático panorama, el Consejo de Derechos Humanos aprobó la primera resolución en su historia sobre Venezuela en la que pide al Gobierno que abra sus puertas a la asistencia humanitaria “para solucionar la escasez de comida y de medicinas, el aumento de la malnutrición, especialmente entre los niños, y el brote de epidemias que habían sido previamente erradicadas en Sudamérica”.

 

Sin embargo, en su reciente debate ante la Asamblea General, el presidente venezolano, Nicolás Maduro, negó que en su país exista una crisis humanitaria. “Se ha construido a nivel mediático mundial un expediente contra nuestro país para pretender una crisis humanitaria para justificar una coalición de países encabezada por Estados Unidos y sus Gobiernos satélites en América Latina que le ponga la mano a nuestro país”, dijo. “Se ha fabricado una crisis migratoria que se cae por su propio peso”.

Pese a la negativa de Maduro, más de 2,3 millones de venezolanos han salido del país. 

Escuche el servicio
06 octubre 2018, 13:02