Buscar

Vatican News
FILES-US-HEALTH-VIRUS-POLITICS-TRUMP-BIDEN

EE.UU. Obispos al Congreso: ayudas contra el Covid promuevan dignidad de toda vida

Las palabras de los obispos en una larga carta dirigida a los miembros del Congreso que se preparan para debatir el nuevo plan de ayuda de la administración Biden para vencer la crisis sanitaria y económica. 13 prioridades indicadas por los obispos, que también insisten en la importancia de un liderazgo mundial renovado por parte de Estados Unidos para reforzar la respuesta internacional a Covid-19 y promover un acceso justo y transparente a las vacunas en los países pobres.

Lisa Zengarini – Ciudad del Vaticano

El nuevo paquete de medidas contra el Covid-19 debe tener como piedra angular la promoción de la dignidad y el valor de toda vida humana y la protección de los pobres y vulnerables que son los que más riesgo corren. Los obispos de Estados Unidos lo piden en una carta dirigida a los miembros del Congreso que se dispone a discutir el nuevo plan de ayuda de la Administración Biden para vencer la crisis sanitaria y económica provocada por la pandemia. Los obispos están de acuerdo con las líneas generales del plan, pero instan a los legisladores "con la mayor firmeza" a utilizar los fondos para promover políticas que salvaguarden toda la vida humana, incluidos los niños no nacidos, y apoyen a las familias en dificultades en aras del bien común.

En concreto, la carta señala 13 prioridades, que van desde la vacunación gratuita contra el virus Covid-19, tests y tratamiento para todos, políticas de vivienda y contra el hambre, ayudas a los ingresos, al empleo y a la escuela, seguridad sanitaria en las prisiones y en todos los centros de detención, hasta la ayuda internacional de Estados Unidos en la lucha mundial contra la pandemia.

En primer lugar, los prelados piden que se aprueben medidas urgentes para hacer frente a la creciente crisis del hambre a la que se enfrentan 29 millones de estadounidenses y 12 millones de niños con la ampliación de los programas federales de asistencia nutricional. La carta también pide que se renueven los fondos federales para los programas de vivienda destinados a las personas con bajos ingresos, incluidos los ancianos y los discapacitados.

Entre las prioridades señaladas por la misiva está la igualdad de acceso a los fondos de emergencia asignados a las escuelas estatales y no estatales, que se han visto muy afectadas por la pandemia. Además, según los obispos, en la actual situación de precariedad e inseguridad creada por la pandemia, es importante asegurar el estatus legal y los permisos de trabajo regulares y simplificar el camino hacia la ciudadanía para los numerosos "Dreamers" (jóvenes inmigrantes que llegaron a Estados Unidos como niños siguiendo a sus padres sin documentos regulares) y los beneficiarios del Estatus de Protección Temporal (TPS) que se dedican a servicios esenciales.

Otro punto destacado por la carta se refiere al derecho a la salud y al acceso a la atención sanitaria, que según los obispos estadounidenses debe garantizarse a todos, sin discriminación racial ni económica. En concreto, se trata de eliminar las desigualdades sociales y sanitarias que determinan tasas desproporcionadamente más altas de exposición, enfermedad y muerte en las comunidades afroamericanas, pero también en otras categorías desfavorecidas y marginadas, como los discapacitados y los ancianos. En este sentido, los obispos estadounidenses piden que se garantice la igualdad de acceso a los tests, vacunas y tratamientos gratuitos de Covid-19 también para los inmigrantes.

Otras medidas urgidas por la Iglesia estadounidense se refieren al apoyo al empleo y a los ingresos de las familias y empresas en dificultades, así como a la reducción y exención de impuestos para las organizaciones sin ánimo de lucro que participan en la primera línea de la emergencia. En cuanto a la seguridad sanitaria en las cárceles, especialmente expuestas al contagio, los prelados piden, entre otras cosas, la liberación de los presos más vulnerables y que se estudien medidas alternativas a la detención.

Por último, la carta insiste en la importancia de un liderazgo mundial renovado por parte de Estados Unidos para reforzar la respuesta internacional al Covid-19 y promover un acceso equitativo y transparente a las vacunas en los países pobres. Por ello, animan al Congreso a apoyar los esfuerzos multilaterales para mitigar el impacto humanitario, económico y social de la pandemia en todo el mundo.

04 febrero 2021, 18:15