Buscar

Vatican News
La comunidad salesiana en Uruguay propone un pacto de confianza social en el que la juventud tenga un papel protagónico. La comunidad salesiana en Uruguay propone un pacto de confianza social en el que la juventud tenga un papel protagónico.  

Los jóvenes y la pandemia en Uruguay: “Ni idealizar ni estigmatizar”

Los salesianos de Don Bosco realizaron un aporte al diálogo social en el marco de la emergencia sanitaria en el país.

Sebastián Sansón Ferrari - Colaborador de Vatican News - Uruguay

“Porque los jóvenes...”. Así comienzan varias frases difundidas por medios de comunicación y redes sociales en Uruguay, y que apuntan a este sector de la población con duras acusaciones por la actual situación sanitaria, centrándose críticamente en aquellos que han participado en aglomeraciones y fiestas clandestinas.

En este escenario, los salesianos que trabajan en dicha nación sudamericana publicaron el comunicado “Jóvenes y pandemia: una mirada salesiana”, en que reflexionan acerca de esta contingencia. El padre Francisco Lezama, vicario y delegado para la pastoral juvenil de la congregación, explica que emitieron este mensaje por la recurrencia de este juicio en las últimas semanas.

“Cuando se habla de los jóvenes, para nosotros como salesianos, esto toca una fibra muy íntima. Rezamos con ellos, por ellos, trabajamos con ellos, los pensamos, los estudiamos. Están en el centro de nuestra vida, no como una opción, sino como un don de Dios”, detalla. Por eso se animaron a contribuir al debate con un aporte desde su sensibilidad, en el marco de la sociedad plural, laica, en la que también desean que se escuche la voz de su experiencia educativa.

En el comunicado insisten en la idea de “no idealizar ni estigmatizar”, sino más bien en la necesidad de ofrecer una visión cargada de realismo. “Una frase que el Papa repitió en Panamá es ‘tomar la vida como viene’. Lo hace refiriéndose específicamente a Don Bosco, como el santo que supo recibir su vida como viene, con esta mirada realista y optimista que brota de la fe cristiana, de la antropología cristiana”, comenta. Lezama añade que dicho punto medio permitiría no ceder ante las simplificaciones que son la estigmatización y la idealización.

Los salesianos proponen la construcción de un pacto de confianza social en el que la juventud juegue un rol preponderante. “Cualquier tipo de medida o de propuesta tiene que partir desde este acuerdo, en el que los jóvenes no sean meros destinatarios de los mensajes. Queremos que ellos sean protagonistas, que sean ellos los que elaboren las medidas, los caminos a tomar, basados, por supuesto, en la evidencia científica”, precisa Lezama.

El sistema preventivo de Don Bosco

Para esta congregación el concepto de confianza es fundamental, ya que está en la base de la propuesta pedagógica de Don Bosco, que es el llamado sistema preventivo. “Es el dilema que nos planteaba: sistema represivo o preventivo. Apostamos por el enfoque preventivo. Entonces, el pacto al que nos referimos es una actitud de confianza hacia los jóvenes, de adelantarnos a las dificultades y de darles la oportunidad de actuar”, remarca.

La familia salesiana reconoce que el mundo actual tiene “juventudes”, es decir, “una diversidad de realidades que conforman un rico mosaico que se empobrece con cualquier generalización”, puntualiza el texto. “No ayudan las miradas reduccionistas, que solo buscan culpables y que no nos comprometen en hallar soluciones”, añade.

Por su trabajo social, los salesianos conocen realidades de jóvenes que apostaron por la diversión sana, por la reducción del grupo con el que mantienen un contacto estrecho, por realizar una cuarentena al regresar de sus vacaciones; chicos y chicas que participaron de ollas populares en distintos puntos del país o que acompañaron actividades educativo-pastorales en los barrios. “Forman parte de lo más positivo que ha emergido en este tiempo que ha sido difícil para todos, también para las juventudes, con las particularidades de su etapa vital. ¡Qué importante cuidar y ejercitar la empatía!”, enfatizan.

A pocos días de celebrar el 31 de enero la fiesta de san Juan Bosco, que este año se vivirá a través de las redes sociales debido a las medidas restrictivas, los salesianos reafirman su “deseo y compromiso de aportar, a través de la educación, en el crecimiento y el desarrollo de nuestro querido Uruguay. ¡Creemos en las y los jóvenes!”, concluyen.

27 enero 2021, 10:30