Buscar

Vatican News

Costa Rica, obispos: "Vacunarse significa responsabilidad moral"

El episcopado llama a las autoridades a garantizar las vacunas contra el Covid-19 a la población más vulnerable y trasparencia en el manejo de los recursos públicos para que llegue a todos.

Alina Tufani - Ciudad del Vaticano

La Conferencia Episcopal de Costa Rica (CECR) advirtió sobre el “compromiso social y moral de cuidar unos de otros, de velar por nuestra salud y de la salud de los demás”, en un comunicado dedicado al proceso de vacunación iniciado, el pasado 24 de diciembre,  para combatir la propagación de la pandemia de Covid-19. A casi un mes del inicio del plan sanitario, los obispos reiteran que “desde nuestra fe cristiana vacunarse es una responsabilidad moral y una exigencia de caridad”.

Vacunas para todos

El comunicado “Compromiso para cuidar la salud de todos” enfatiza los esfuerzos de las autoridades por proteger la vida de las personas  y, en especial , el inicio del proceso de vacunación. Al respecto, los obispos costarricenses llaman al gobierno a garantizar que “estas vacunas lleguen a toda la población especialmente iniciando por aquellas personas que están en condición de mayor vulnerabilidad”.

 

Además, exhortaron a estar vigilantes para que todo el proceso “esté respaldado por la transparencia en el manejo de los recursos públicos”  y que se mantenga el “compromiso de ir atendiendo a toda la sociedad,  en la  medida en que las posibilidades lo permitan”.

Costa Rica, el primer país centroamericano en iniciar la campaña de vacunación, ha recibido hasta el momento cinco cargamentos semanales de vacunas de Pfizer para un total de 104.325 dosis. Las autoridades han dividido la vacunación en cinco grupos prioritarios. En este primer trimestre de 2021 se atiende al primer grupo prioritario que incluye a adultos mayores que viven en hogares de ancianos, sus cuidadores, el personal de salud, policía, bomberos, Cruz roja, entre otros grupos en primera línea.

Un compromiso común

El documento de la CECR recuerda las palabras del Papa Francisco en su Mensaje para Jornada Mundial de la paz 2021, en el que llama a responder con una “cultura del cuidado como compromiso común, solidario y participativo para proteger y promover la dignidad y el bien todos”. En este sentido, los obispos subrayan que la vacunación no exime de la responsabilidad para seguir aplicando las medidas de prevención y cumpliendo las normas sanitarias que son fundamentales para no propagar la enfermedad, en otras palabras, el uso de la mascarilla, el distanciamiento físico y el lavado constante de manos.

“Les invitamos a poner en práctica esta cultura de cuidar unos de otros, para superar la pandemia a través de la prevención y de la vacunación.  En este sentido y de hecho el Papa Francisco y el Papa emérito Benedicto XVI nos han dado ellos mismos el ejemplo al haberse vacunado el pasado 13 de enero”,  concluyen el mensaje.  

23 enero 2021, 09:46