Buscar

Aquí estoy, envíame
Vatican News

Cantal, un Padre Blanco creando puentes en Argelia

En un país de mayoría musulmana, el padre José María Cantal Rivas, miembro de la Sociedad de Misioneros de África, lleva adelante la tarea de acogida y diálogo con el mundo musulmán. “Junto a mis hermanos musulmanes y a la pequeña comunidad cristiana presente en Argelia, construimos puentes en favor de la diversidad cultural”. El testimonio para la serie "Aquí estoy, envíame" de Vatican News.

Maria Cecilia Mutual - Ciudad del Vaticano

José María Cantal Rivas, miembro de la Sociedad de Misioneros de África, más conocidos como Padres Blancos, español granadino, vive en Argel desde el 2002, ciudad de la que fue arzobispo el fundador de la Sociedad, el cardenal Charles-Martial Allemand Lavigerie. Antes de llegar a Argelia, el padre José María vivió cinco años en Burkina Faso desempeñando su labor pastoral en una zona rural, a 130 kilómetros al norte de la capital Uagadugú. Allí, hizo lo que hacen todos los misioneros: desarrollo humano, construcción de escuelas, lucha contra el sida, formación de enfermeros, catequesis. Tras un paréntesis en su país natal, donde se dedicó a la animación misionera en campamentos en Tánger y Ceuta, su vocación lo llevó a Argelia. Hoy, es el rector del Santuario de "Nuestra Señora de África" de Argel. Desde la bellísima basílica, explica a Vatican News el porqué de su camino misionero en este país africano:

“Estoy aquí porque cuando sucedieron los ataques a las Torres Gemelas yo sentí en mi vocación misionera que la ruptura en el mundo, en el siglo 21, podría venir por una fractura total entre el mundo musulmán y el mundo cristiano, entre los que están en un lado o en otro. Yo deseaba que los cristianos pudiéramos estar haciendo puentes, no aumentando la brecha”.

En un país de mayoría musulmana, el padre José María, junto a los “hermanos musulmanes”, trata de construir puentes “en favor de los pobres, en favor de la diversidad cultural, en favor de la promoción de la mujer, con muchísimas personas de buena voluntad y la pequeña comunidad cristiana aquí presente en Argelia”.

Viviendo con los argelinos, ha podido comprender que muchos de ellos, que jamás habían tratado con un cristiano, con alguien diferente, no podían saber ni poner en práctica lo que era la tolerancia.

El padre José María Cantal Rivas, con una familia argelina
El padre José María Cantal Rivas, con una familia argelina

El trabajo educativo y cultural de los Padres Blancos en Argelia

Con el objetivo de crear puentes y ofrecer espacios en los que la diversidad pueda estar presente sin conflicto, los 19 Padres Blancos miembros de la Sociedad de Misioneros de África (llamados popularmente Padres Blancos a causa del color del hábito) presentes en Argelia, aportan, entre otras actividades, su contribución específica al mundo educativo en el país, con clases de apoyo para estudiantes, clases de idiomas, gestión de centros culturales, como el de Ouargla a 800 km al sur de la capital, especializado en literatura, historia y cultural local o el Centro Cultural y Biblioteca Universitaria de Tizi-Ouzou especializado en inglés, medicina y cultura bereber.

La “Escuela de la diferencia”

Además, los Padres Blancos proponen otras formas de educación "informal", entre ellas, el Proyecto educativo "Escuela de la diferencia" que promueve la diversidad y el entendimiento, dando a los jóvenes la oportunidad de tener una experiencia positiva sobre la “diversidad” gracias a la creación de un grupo de diálogo interreligioso e intercultural que comenzó hace ya siete años. Como explica el padre Cantal Rivas, “el programa pretende ser una aventura y experiencia para jóvenes que tienen el interés de construir relaciones con personas de culturas, religiones y etnias diferentes”. Mediante ejercicios, él y su equipo, guían a los grupos para que superen los muros existentes entre ellos, a la hora de explicar sus tradiciones.

Jóvenes que asisten a la "Escuela de la Diferencia" de los Padres Blancos en Argelia
Jóvenes que asisten a la "Escuela de la Diferencia" de los Padres Blancos en Argelia

Para contribuir a la cultura de la sociedad argelina, los padres de la Sociedad de Misioneros de África organizan también exposiciones, por ejemplo, sobre la Laudato Si’, o conciertos mensuales en la basílica Nuestra Señora de África, entre otras iniciativas culturales. Las iniciativas se organizan en gran parte gracias a los colaboradores argelinos, musulmanes, que desean implicarse en estas actividades en las que se sienten apreciados, respetados y para compartir los valores que vehiculan.

Construir fraternidad con la misma compasión de Jesús

“Me gusta a menudo imaginar a Jesús y a sus discípulos" – afirma el padre José María Cantal Rivas. "Muchos se acercaban a Jesús para obtener algo de él: un consuelo, una curación... Jesús lo sabía y les daba lo que necesitaban. Y nos dice el Evangelio, en el capítulo 6 de San Marcos, que cuando vio a aquella muchedumbre sintió compasión de ellos, se puso a enseñarles y luego les dijo a sus discípulos "dadles vosotros de comer". Y eso a mí me inspira. Es un desafío espiritual estar aquí y construir la fraternidad, pensar cómo Jesús sintió compasión por esos hermanos suyos. Siguiendo la invitación del Papa Francisco en su última Encíclica Fratelli tutti, tenemos que sentirnos todos hijos del mismo Padre, todos sin excepción”.

“Me enorgullece que el Señor me haya llamado a esta vocación y aquí estoy, intentando ponerla en práctica.”

 

 

Photogallery

Actividades culturales y religiosas promovidas por los Padres Blancos en Argel
29 octubre 2020, 08:30