Buscar

Vatican News

Cardenal designado Advincula: El Papa quiere que la Iglesia vaya a las "periferias"

Entrevistado por Vatican News, el cardenal filipino designado, José Advincula, explica por qué cree que el Papa Francisco lo eligió para ser cardenal.

Ciudad del Vaticano

El domingo 25 de octubre, el Papa Francisco sorprendió a todos anunciando los nombres de 13 nuevos cardenales provenientes de varias partes del mundo. El nuevo estatus de estos candidatos se formalizará en un consistorio que tendrá lugar en el Vaticano el 28 de noviembre.

 

Entre los nuevos cardenales se encuentra el arzobispo filipino José Fuerte Advincula de la provincia de Cápiz, en la región central de Visayas.  El arzobispo, de 68 años, había sido anteriormente obispo de San Carlo durante 10 años hasta su traslado a Cápiz, en 2011. 

Cuando se supo, a través de las noticias, que él estaba entre los 13 nuevos cardenales nombrados por el Papa, el arzobispo Advincula pensó que podía ser otro "José" y los periodistas debían haberse equivocado de apellido.  Pero más tarde se dio cuenta de la verdad.  

"Creo que es un sentimiento de resignación", dijo a Vatican News el martes, dos días después del anuncio del Papa.  "Aunque estoy un poco contento por el reconocimiento -dijo- también tengo miedo por las responsabilidades".

La Iglesia se preocupa por las periferias

En cuanto a la elección del Papa del párroco de Cápiz, una diócesis menos conocida en comparación con otras más grandes y prominentes, el arzobispo Advincula intenta explicar los pensamientos del Santo Padre. El cardenal designado, de 68 años, señaló que ha trabajado en 3 diócesis rurales como sacerdote y obispo.  Hablando con sus compañeros obispos y sacerdotes, llegó a la conclusión de que "tal vez el Santo Padre realmente quería comunicar a la gente de las periferias que ellos también cuentan para la Iglesia".  

 

Asimismo, el arzobispo contó que según un amigo sacerdote, podría ser porque él "ha establecido puntos de misión y escuelas en lugares lejanos", primero en la Diócesis de San Carlos y luego en Cápiz.

"Siempre he pensado que la Iglesia tiene que estar más cerca de la gente, especialmente de los que están en las periferias", señaló el arzobispo Advincula.  "Así que", explicó, "esta podría ser la forma en que el Santo Padre quiere transmitir a la gente la presencia de la Iglesia en las periferias".  

Dignidad y derechos humanos

Además de establecer puntos de misión y una escuela en las zonas rurales de Filipinas, el arzobispo de Cápiz considera que la Iglesia en el país también debe garantizar que se respeten la dignidad de las personas y los derechos humanos de la población.  Este compromiso ayuda a aliviar la pobreza porque - tal como explica el cardenal designado- "la pobreza es una de las razones por las que tenemos problemas sociales". 

En este sentido, "la educación es la manera de desarrollar a la gente con el fin de que pueda ganar más para vivir una vida más digna".  Estas son, en definitiva, algunas de las razones que según el arzobispo Advincula, podrían haber motivado al Papa Francisco a elegirlo para ser cardenal. 

29 octubre 2020, 14:51