Versión Beta

Cerca

Vatican News
Nicaragua. peregrinación por la paz Nicaragua. peregrinación por la paz 

El pueblo de Nicaragua convoca peregrinación en apoyo a obispos

Movimientos de la sociedad civil y universitarios convocaron a la población a participar en la Peregrinación por los obispos, defensores de la verdad y la justicia, el próximo sábado 28 de julio en Managua

Patricia Ynestroza-Ciudad del Vaticano

Mientras la población se prepara esta peregrinación para expresar el apoyo a los religiosos ante las agresiones físicas y las difamaciones que sufren de parte del Gobierno, la Conferencia Episcopal de Nicaragua sigue esperando una respuesta de parte de Daniel Ortega, si aún los quiere de mediadores en el Diálogo Nacional.

Un diálogo Nacional detenido desde el 8 de julio

En entrevista a Foxnews, Ortega, dijo que se mantendrá en el poder hasta el 2021, cuando la Comisión para el Diálogo Nacional le había pedido que se adelantaran las elecciones sin que él se postulara. Ortega le dijo al medio estadounidense, que en esta semana todo volvió a la normalidad.  Que nunca fueron atacadas las Iglesias ni el clero.

Mons Carlos Avilés, asesor de la Comisión por el Diálogo Nacional al entrevistarlo, al respecto dijo que es una soberana mentira y falsedad. No sé ante quien está hablando, y a quien quiere presentarle esa imagen, afirma el prelado y recuerda que hace dos noches mataron a tres personas en Jinotega, con represión policial y paramilitar, en un barrio en esa ciudad al norte del país. “No sé en qué país vive él (Ortega) porque al contrario esta semana ha sido la de mayor zozobra, porque gente, paramilitares, estoy hablándole de civiles encapuchados, apoyados por la policía con armas de guerra de alto calibre, andan casa por casa atacando a jóvenes y sacando a personas, para llevárselas detenidas, secuestradas, no se puede decir que son prisioneros porque se los llevó la policía, sino que los encapuchados. Así que no sé en qué país, o quien está hablando Daniel Ortega.

Además, recordó Mons. Avilés que hay seis sacerdotes de la diócesis de Managua que está amenazados de muerte, la parroquia de Monimbó, en María Magdalena, dispararon y desbarataron todos los cristales. La parroquia de Santiago Jinotepe, este miércoles 25 de julio, que es la fiesta de Santiago, dispararon y también a la parroquia en Diriamba, y en Managua, la parroquia de Jesús de la Divina Misericordia, la catedral estuvo asediada, sólo porque, añade mons. Avilés, abrimos los templos para proteger a los fieles que huyen y sufren. “Así que no sé en qué país vive este presidente o qué imagen quiere presentar y ante quien. Todo lo que dijo es falso. Hay una persecución a la Iglesia abierta. Ha dicho que los obispos somos golpistas y que todo el que apoye a gente que anda en protesta es terrorista. Entonces, todos somos terroristas porque hemos abierto humanamente y pacíficamente las puertas a la gente que corre, que huye y que está herido”.

Ortega, al decir en la entrevista de Foxnews, que piensa quedarse en el poder hasta que concluya en el 2021, invoca una institucionalidad y un obedecer a la Constitución, él que ha sido elegido en forma inconstitucional, afirma Mons. Avilés,  la Constitución ya prohibía un tercer o cuarta reelección de este presidente, y él cambió con un decreto la Constitución para poder participar, y las elecciones fueron "amañadas"(manipuladas), y el proceso electoral se ha denunciado internacionalmente, “y como somos un país pequeño, nadie nos pone atención, pero las elecciones que él ganó fueron amañadas por el Consejo Supremo Electoral que venía preparando un fraude, de años antes, y entonces quien más inconstitucional que él”. Por eso es que la mayoría del pueblo está pidiendo, afirma el Obispo, que, así como llegó de una manera irregular, que se vaya modificando las leyes, que anticipe las elecciones y él pueda dejar en paz el país, que ya hay más de 350 muertos y eso no lo queremos.

La Iglesia estará del lado del pueblo con pacifismo y humanismo radical

El diálogo está detenido. Aún siguen esperando los obispos que el presidente Ortega los invite a la reanudación del diálogo. Al respecto, los obispos se cuestionan qué papel tiene la Iglesia en este diálogo.

La Iglesia siempre va a optar por la palabra, por el diálogo, jamás se va a cerrar, siempre estará invocando hablar como seres racionales, como seres pensantes. No se puede llegar nunca al uso de la violencia e instar la violencia. Por eso la Iglesia se mantiene con esta actitud de llamar al diálogo, de llamar a las conciencias. El último mensaje de los obispos al gobierno llamaba a la conciencia a todas las partes del gobierno, a quien tiene la responsabilidad de decidir, a la policía, a fin de que tomen conciencia, para que reflexionen sobre el mandamiento no matarás, que está por sobre todas las cosas. “La Iglesia siempre estará del lado del pueblo, apoyándolo, ayudándolo, con un pacifismo radical y un humanismo radical. Ayudando a toda persona que se acerque a nuestros templos, ayudándole y ofreciéndole todo lo que se pueda”.

La Iglesia no se callará

Movimientos de la sociedad civil y universitarios convocaron a la población a participar en una peregrinación, por los obispos el próximo sábado 28 de julio en Managua. Cómo se puede evitar que una vez más cuando se reúnen en manifestaciones, estén marcados por la violencia.

Mons Avilés dijo que sólo el llamado al gobierno a que retire fuerzas de choques y fuerzas de la policía y de los paramilitares, porque la violencia es de un sólo lado, la sociedad civil organizada está ejerciendo un derecho civil básico, es el de protestar pacíficamente y eso no se puede negar. Y siempre en el marco pacífico se pueden llamar a las autoridades a no reprimir, a no  violentar este derecho básico.

El prelado dijo además que ya son muchos años que no hay paz, se vive con ilegalidad y con falta de institucionalidad. Los únicos que hablan siempre son el presidente y la vicepresidente, ningún alcalde ministro, nadie sólo ellos dos. Nunca hay ningún informe de nadie, porque así lo quiere le presidente. El sistema judicial y electoral están plegados a ellos dos, tienen plegada la policía, a los juzgados, a todas las fueras, no hay diferencia de instituciones que equilibren el poder. Y es eso lo que la gente reclama. No hay trabajo, falta asistencia sanitaria y educación pública de calidad, no el adoctrinamiento de lo que a ellos les interesa.

Otro llamado a la comunidad internacional

Mons. Avilés pide que la comunidad internacional preste un poco de atención a Nicaragua, que se solidaricen, que la apoyen, que esto no es una guerra de dos bandos armados. Esto es una propuesta pacífica que está siendo violentamente reprimida y en forma impune, dijo, todos nos sentimos frustrados, atemorizados. Pedimos una solidaridad de parte de la comunidad internacional y que sigan presionando al gobierno de Nicaragua, a que haga lo correcto para la democratización del país. Es eso lo que se está pidiendo. Entrar en un tercer milenio en paz, en desarrollo, donde haya educación y asistencia sanitaria.

25 julio 2018, 17:46