Buscar

Vatican News

Rugambwa: la misión sigue adelante gracias al poder del Espíritu Santo

Presentado en el Vaticano la Jornada Mundial de la Misiones, centrado en el tema "Aquí estoy, envíame", que se celebrará el domingo 18 de octubre. Entre los ponentes se encontraban Monseñor Protase Rugambwa, Secretario de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos; Monseñor Giampietro Dal Toso, Presidente de las Pontificias Sociedades Misioneras y el Padre Tadeusz J. Nowak, O.M.I., Secretario General de la Pontificia Obra de la Propagación de la Fe.

Amedeo Lomonaco - Ciudad del Vaticano

El corazón del mensaje del Papa para la Jornada Mundial de las Misiones hace referencia "a cómo la misión nos desafía a cada uno, personalmente, en nuestra vocación y en nuestra pertenencia a la Iglesia en el mundo de hoy". Así lo subrayó Monseñor Protase Rugambwa, Secretario de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, al hablar en la sala de prensa de la Santa Sede durante la presentación de la Jornada Mundial de las Misiones.

 

"No debemos tener miedo". "La misión -añadió el prelado- sigue adelante gracias al poder del Espíritu Santo". "Va a tocar y transformar todos los sectores y áreas de la vida para salvar a la humanidad y la creación: familias, empleos, fábricas, escuelas, política, medio ambiente, etc.". "Estamos invitados a responder al llamado de Dios - dijo también Monseñor Rugambwa - de manera libre y consciente y a estar disponibles para que el Señor nos envíe".

250 proyectos financiados en el mundo

La colecta de las misas del próximo domingo está destinada a las Obras Misionales Pontificias. El fondo, creado en nombre del Papa para apoyar a las Iglesias locales en este período de pandemia, colabora con las Iglesias de todo el mundo. Monseñor Giampietro Dal Toso, presidente de las Obras Misionales Pontificias anunció que, hasta la fecha, se han aprobado y financiado 250 proyectos por un total de 1.299.700 dólares y 473.410 euros.

Las subvenciones, explicó, han ido "fuertemente a favor de las diócesis para la supervivencia de los sacerdotes y el pago de los gastos corrientes, pero también de las comunidades religiosas, o de las escuelas católicas, así como de las familias que son particularmente probadas". Por su parte, el Padre Tadeusz J. Nowak, Secretario General de las Obras Pontificias para la Propagación de la Fe, recordó que miles de catequistas, sacerdotes y religiosos han participado en programas de formación en apoyo a las obras de evangelización en sus Iglesias locales.

Testimonios de la vida misionera en Angola y la India

Las "tierras de misión" están sobre todo en los corazones de la gente. Para la Hermana Ana Cambongo António la experiencia misionera en Angola fue una respuesta a un llamamiento del Papa Pablo VI durante su viaje apostólico a Uganda en 1969. Ustedes los africanos, dijo el Papa, deben ser "misioneros de ustedes mismos". "Estas palabras -añade Sor Ana- me han impulsado a tomarme en serio la misión de la Iglesia". También en el continente africano, explica la monja, avanza la cultura de la brecha denunciada en varias ocasiones por el Papa Francisco.

Hablando en particular del fenómeno de la brujería, la religiosa subraya que "especialmente los ancianos y a veces incluso los niños son acusados de traer maldiciones, enfermedades en sus familias y por lo tanto son marginados". También hay personas que son descartadas porque tienen trastornos o enfermedades mentales. "La Iglesia trata de estar más cerca de estas personas necesitadas. En este tiempo marcado por las pandemias, dice también Sor Ana, las dificultades crecen, "especialmente para las personas que ya tenían tantas". "Esto requiere que estemos más atentos".

Otro testimonio viene de la India. Es el del Padre Vignandas Gangula, cuya experiencia está vinculada al movimiento "Jesús Joven", una asociación internacional centrada en la evangelización de los jóvenes. Una de las características de la sociedad india, explica el Padre Vignandas Gangula, es la del multiculturalismo. En este contexto marcado por profundas diferencias, la Iglesia lleva a cabo su misión de proclamar la Palabra de Dios. Y todavía hay "mucho espacio" para la acción misionera y evangelizadora en el país.

Las estadísticas de la Iglesia Católica

Con motivo del 94º Jornada Mundial de las Misiones, la Agencia Fides presentó el dossier sobre las estadísticas de la Iglesia Católica en 2020. Los datos están tomados del último "Anuario Estadístico de la Iglesia" y se refieren al año 2018. Hay 1.328.993.000 católicos.

Hay un total de 5377 obispos y 376.188 misioneros laicos, con un aumento global de 20.388. En el campo de la educación y la enseñanza, la Iglesia dirige 73.164 jardines de infancia, 103.146 escuelas primarias y 49.541 escuelas secundarias en todo el mundo. Las organizaciones benéficas y centros de atención operados por la Iglesia en todo el mundo incluyen 5.192 hospitales y 15.481 dispensarios.

16 octubre 2020, 20:31