Versión Beta

Cerca

Vatican News

Card. Turkson: La Iglesia acompaña el turismo y la transformación digital

El Prefecto del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral escribe un mensaje con motivo de la Jornada Mundial del Turismo que se celebra el 27 de septiembre, cuyo tema para la edición 2018 se centra en analizar cómo los avances de la tecnología digital han transformado nuestro tiempo y comportamientos de ocio.

Sofía Lobos - Ciudad del Vaticano

El vertiginoso avance de las nuevas tecnologías y el consumismo desbordante que caracteriza a una buena parte de la población mundial, influyen de manera decisiva en cómo ocupamos nuestro tiempo de ocio, qué actividades realizamos y cómo nos comportamos; ya que nuestra forma de vivir el tiempo de descanso, las vacaciones, la movilidad y el turismo en sí mismo, ha cambiado drásticamente en las últimas décadas.

Al respecto, el cardenal Peter Turkson, prefecto del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral; ha escrito un mensaje con motivo de la Jornada Mundial del Turismo que se celebra el 27 de septiembre y que en esta edición 2018, se centra en el tema del "Turismo y la transformación digital", que invita a reflexionar sobre la contribución de los avances tecnológicos, no sólo para mejorar los productos y servicios turísticos, sino también para que los mismos se sitúen en el ámbito del desarrollo sostenible y responsable, "en nombre del cual hay que orientar el crecimiento del sector". 

Turismo digital para promover la inclusión

En su escrito el purpurado señala que la innovación digital tiene por objeto "promover la inclusividad, aumentar la participación de las personas y las comunidades locales"; así como "lograr una gestión inteligente y equilibrada de los recursos".

 

Teniendo en cuenta las cifras de facturación del sector turístico internacional del año pasado, se observa un aumento global del 7% anual y se prevé un crecimiento constante también para la próxima década.

Por ello, el cardenal Turkson recuerda que la exigencia de la “sostenibilidad turística” no debe subestimarse, ya que en algunos destinos turísticos de mayor renombre y más frecuentados se experimentan los efectos negativos de un fenómeno que se opone a un turismo sano y justo, el llamado “sobreturismo”.

La Iglesia acompaña al turismo con valores integrales

Asimismo, Su Eminencia hace hincapié en que la Iglesia siempre ha prestado especial atención a la pastoral del turismo, del tiempo libre y de las vacaciones, "como oportunidades de recuperación, para fortalecer los lazos familiares e interpersonales, levantar el espíritu, disfrutar de las extraordinarias bellezas de la creación y crecer en la humanidad integral”.

“Cada criatura tiene una función y ninguna es superflua. Todo el universo material es un lenguaje del amor de Dios, de su desmesurado cariño hacia nosotros” , añade Turkson, subrayando que  el turismo "es un vehículo eficaz de valores e ideales cuando ofrece oportunidades y ocasiones para hacer crecer a la persona humana, tanto en su dimensión trascendente, abierta al encuentro con Dios, como en su dimensión terrenal, en particular en el encuentro con las otras personas y en el contacto con la naturaleza".

Usar la tecnología para un turismo respetuoso 

Por otra parte, el prefecto del  Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, afirma en su mensaje que el uso de instrumentos digitales en el ámbito de los operadores y usuarios del sector turístico debe ser aplicado siguiendo parámetros éticos y saludables, «que permitan incrementar los servicios que más satisfacen las nuevas demandas, pero también educar en la corresponsabilidad por la “casa común” en la que vivimos, generando formas de innovación encaminadas a la recuperación funcional de residuos, el reciclado y la reutilización creativa que ayudan a proteger el medio ambiente».

Igualmente, el cardenal pone en guardia sobre los peligros de "creer que todo incremento del poder constituye sin más un progreso", ya que no siempre "el bien, la verdad y los buenos valores  brotan espontáneamente del mismo poder tecnológico y económico”, por lo tanto es necesario estar atentos, y no incurrir en un uso impropio de la tecnología que "aniquila la misma dignidad humana con consecuencias nefastas". 

Glorificar a Dios mediante un turismo ético

Finalmente, el purpurado destaca que el objetivo final "no es implementar el turismo con las nuevas tecnologías digitales, sino que el uso progresivo de la tecnología vaya acompañado de una creciente conciencia de la persona y de la comunidad con respecto al uso respetuoso del medio ambiente para un desarrollo sostenible", y concluye su mensaje dedicando un saludo especial a los turistas y veraneantes, alentándolos a que el turismo "contribuya a glorificar a Dios y a valorar cada vez más la dignidad humana, el conocimiento mutuo, la fraternidad espiritual, el refrigerio del cuerpo y del alma”.

Mensaje del Cardenal P. Turkson
04 agosto 2018, 12:16