Buscar

Vatican News
Personas rinden homenaje ante el Montículo conmemorativo de Anielewicz, en Varsovia. Personas rinden homenaje ante el Montículo conmemorativo de Anielewicz, en Varsovia.  (ANSA)

Aniversario del Alzamiento de Varsovia. Guzdek: luchar por la dignidad, el bien y la justicia

Este sábado 1 de agosto, a las 5 de la tarde, sonarán las campanas de las iglesias y capillas militares de toda Polonia, en conmemoración del 76 Aniversario del Alzamiento de Varsovia. Monseñor Guzdek, Ordinario militar, escribe: "Quiero que su voz sea un llamado a la oración, la reflexión y el respeto mutuo”.

Isabella Piro – Ciudad del Vaticano

El 1 de agosto de 1944, hace exactamente 76 años, comenzó la insurrección de Varsovia, en la que el Ejército Nacional Polaco luchó contra las tropas de ocupación alemanas para liberar la ciudad, en un levantamiento que continuó hasta el 2 de octubre.

Para conmemorar ese importante momento histórico del país, la Conferencia Episcopal Polaca (Kep) emitió un mensaje firmado por el Ordinario Militar, Józef Guzdek. En el documento, el prelado exhortó a "rendir homenaje a todos los que participaron en la insurrección, así como a los habitantes de la capital que apoyaron al ejército en su lucha por la dignidad, el bien y la justicia".

Esos 63 días de levantamiento, enfatizó el Ordinario Militar, "se convirtieron en un motivo de asombro para todos los estados de nuestro continente" e hicieron resonar "un fuerte grito de libertad e independencia en la Europa ocupada".

"Recordando los acontecimientos pasados, nos recordamos a nosotros mismos y a los demás - añade Monseñor Guzdek - que debemos dar testimonio de nuestro amor a la Patria no sólo con las palabras, sino sobre todo con los hechos".

El 31 de julio, la víspera del aniversario, a las 6 de la tarde, el prelado celebrará la Santa Misa en la Catedral de Varsovia, en pleno cumplimiento con las normas sanitarias anti-covid. Por esta razón, la celebración también será transmitida en vivo en el sitio web del Ordinariato Militar. El sábado 1 de agosto, a las 5 de la tarde, sonarán las campanas de las iglesias y capillas militares de toda Polonia. "Quiero que su voz -concluye Monseñor Guzdek- sea un llamado a la oración, la reflexión y el respeto mutuo”.

28 julio 2020, 11:53