Buscar

Vatican News

Malta ofrece al Ocean Viking un puerto seguro para desembarcar

Tras 14 días varados en el mar con 356 personas, la organización sanitaria sin ánimo de lucro, Médicos sin Fronteras, recibe con alivio la oferta de un lugar seguro para el desembarco en Malta.

Ciudad del Vaticano

 A través de un comunicado la organización Médicos Sin Fronteras (MSF) acoge con alivio que se le haya ofrecido al Ocean Viking, un lugar seguro para el desembarco en Malta. Tras 14 días varados en el mar, estas 356 personas a bordo, entro ellos hombres, mujeres y niños vulnerables, podrán volver a pisar tierra firme.

Alivio ante la noticia del desembarco

Si bien una coalición de países ha dado un paso adelante para dar esta respuesta humana, MSF señala que los Gobiernos europeos deben detener estos retrasos prolongados y las pequeñas negociaciones ad hoc, estableciendo con urgencia un mecanismo de desembarco para los migrantes en el mar.

 

“Es un alivio que este largo suplicio para los 356 rescatados que llevamos finalmente haya terminado", explica Jay Berger, coordinador de proyecto de MSF a bordo del Ocean Viking que la organización opera conjuntamente con SOS Méditerranée.

¿Era necesario esperar dos semanas?

Asimismo, el coordinador se pregunta si era necesario imponer dos semanas de una espera insoportable para que desembarcaran: "hablamos de personas que han huido de circunstancias desesperadas en sus países de origen y que sufrieron abusos horribles en Libia".

"Hemos tratado a heridos de guerra que estaban atrapados en la primera línea del conflicto en Trípoli y hemos visto las cicatrices de quienes vivieron los ataques aéreos del centro de detención de Tayura. Hemos hablado con supervivientes de naufragios e intercepciones. Hemos escuchado casos de palizas brutales, descargas eléctricas, torturas (incluso empleando plástico derretido), así como violencia sexual", declara Berger subrayando que ni los menores están exentos de estos horrores.

Es hora de reconocer este desastre humanitario

En este sentido, el coordinador recuerda que después de cientos de muertes en el mar e innumerables historias de sufrimiento, "es hora de que los líderes europeos reconozcan este desastre humanitario por lo que es y den, finalmente, un paso adelante estableciendo soluciones humanas, comenzando con la creación de un mecanismo que permita el desembarco rápido y analizando detenidamente su implicación en las situaciones en que quedan atrapadas estos seres humanos".

 

Por último, MSF, comunica que tras el desembarco, hará una escala en puerto para realizar labores de reabastecimiento, repostar de combustible y cambiar de tripulación. Luego volverán a la acción: "mientras las personas se ahoguen y sigan huyendo de Libia, seguiremos comprometidos con salvar vidas en el mar”. 

23 agosto 2019, 13:12