Cerca

Vatican News

Día Internacional del Migrante: la dignidad por encima de todo

Bajo el tema de este año “Migración Con Dignidad”, la ONU lanza un llamamiento para una migración “Segura, Ordenada y Regular”.

Mireia Bonilla – Ciudad del Vaticano

En el Día Internacional del Migrante, proclamado por las Naciones Unidas oficialmente en el año 2000 para ser celebrado cada 18 de diciembre, el Papa Francisco escribe, a través de Twitter, que “Jesús conoce bien el dolor de no ser acogido” y pide que nuestros corazones “no estén cerrados como las casas de Belén”.

Apoyemos la migración #ConDignidad

Además, la red social Twitter hoy estará marcada por el hashtag #ConDignidad, lanzado por la ONU como parte de su campaña para dignificar a los migrantes en este día y que hace eco de la migración “Segura, Ordenada y Regular” acordada en el Pacto Mundial de Migración aprobado el pasado 10 de diciembre en Marrakech, Marruecos, y adoptado por 184 países miembros de la ONU.

Actualmente hay 68 millones de personas desplazadas por la fuerza, entre los que se incluyen 25 millones de refugiados, 3 millones de solicitantes de asilo y más de 40 millones de desplazados internos. Ante este panorama, la ONU pide como requisito indispensable tratar a los migrantes con dignidad: “debemos dignificar esas elecciones mostrando respeto y la manera de hacerlo es tratarles con dignidad por haber tomado las decisiones que han tomado” dice las Naciones Unidas en su página web.

Frontera México – EEUU: Migrantes marcados con números en la piel

Sin embargo, frente a esta solicitud de dignidad, ha sido chocante una noticia en la que se relata que en los últimos días, migrantes mexicanos, en su mayoría niños y bebés, han sido marcados con números, pintados en la piel de los brazos con rotulador, en la Frontera de Juárez con Texas. Según diferentes fuentes, los números han sido escritos por agentes de la Policía fronteriza mexicana para indicar el orden en que los menores deben ir acompañados al pase para presentar su solicitud de asilo, pero la práctica ha generado controversia porque recuerda los odiosos registros realizados por los nazis en los campos de exterminio, donde a los judíos se les tatuaba el número de detención en sus brazos.

El drama de los refugiados y el aumento de víctimas infantiles

Tras las cifras que ha dejado este año 2018, en el que alrededor de 3.400 migrantes y refugiados han perdido la vida en todo el mundo, y  según un informe de Save the Children, las principales víctimas son niños y niñas, destaca el caso de Jakelin, la niña migrante Guatemalteca de 7 años que perdió la vida el pasado 8 de diciembre tras un largo viaje atravesando el desierto. Aunque nunca se nos borrará de la memoria la impactante imagen del pequeño Aylan Kurdi, el niño refugiado sirio de tres años cuyo cuerpo fue hallado sin vida en 2015 en las costas de Turquía donde la embarcación en la que viajaba junto a sus padres y su hermano naufragó.

18 diciembre 2018, 13:04