Cerca

Vatican News
El Papa Francisco escribe el prólogo del libro "El Evangelio mejilla a mejilla" de la periodista italiana Paola Bergamini El Papa Francisco escribe el prólogo del libro "El Evangelio mejilla a mejilla" de la periodista italiana Paola Bergamini 

Prólogo del Papa: Los gestos predican a Jesucristo mejor que cualquier sermón

El Papa Francisco escribe el prólogo del libro "El Evangelio mejilla a mejilla" de la periodista italiana Paola Bergamini, dedicado a la vida de servicio del padre Stefano Pernet

Mireia Bonilla – Ciudad del Vaticano

Son varias las ocasiones en las que el Papa Francisco ha escrito el prólogo de un libro. Libros en los que, por su contenido y materia tratada, nuestro Santo Padre tenía algo que decir; algo que aportar. La última vez que hemos podido ver su firma al final de un prefacio ha sido en el libro "El Evangelio mejilla a mejilla" de la periodista Paola Bergamini, que se presentará el próximo 8 de marzo a las 17:00 horas en Milán, aunque desde mañana 6 de marzo ya estará disponible en las librerías.

Se trata de un libro en el que la autora italiana narra la vida del padre Stefano Pernet, fundador de la Congregación de las Hermanitas de la Asunción. El padre Pernet quien, en la Francia posrevolucionaria de mediados del siglo XIX, dedicó su vida a apoyar a las familias más pobres de los barrios más degradados de París.

Un libro "ágil pero lleno de historias de vida hechas de rostros, dedicación y gestos de caridad" escribe el Papa Francisco en la presentación de "El Evangelio mejilla a mejilla", en la que también señala que aún hoy "la evangelización pasa por el testimonio de la cercanía y la caridad" y que evangelizar "también nos lleva a apoyar nuestra mejilla en la mejilla del que sufre".

“[ Había nacido hacía menos de un día, cuando una joven novata de las Hermanitas de la Asunción llamada Antonia, vino a nuestra casa, en el barrio Flores de Buenos Aires, y me sostuvo en sus brazos”

En el prefacio, tal y como informó en exclusiva el diario italiano "La Stampa" (Vatican Insider), Francisco también relata una serie de experiencias personales relacionadas con la Congregación de las Hermanitas de la Asunción: “Había nacido hacía menos de un día, cuando una joven novata de las Hermanitas de la Asunción llamada Antonia, vino a nuestra casa, en el barrio Flores de Buenos Aires, y me sostuvo en sus brazos” narra el Santo Padre, asegurando que estuvo en contacto con esa monja durante toda su vida “hasta que ella fue al cielo hace unos años”.

E insistiendo en los muchos recuerdos que tiene acerca de estas religiosas, que “como ángeles silenciosos entran a las casas de los necesitados, trabajan pacientemente, cuidan, ayudan y luego regresan silenciosamente al convento”, explica que estas hermanitas siguen sus reglas, “rezan y luego salen para llegar a las casas de aquellos en dificultad haciendo de enfermeras y de gobernantes” y “acompañando a los niños a la escuela y preparándolos para comer” escribe el Papa en "El Evangelio mejilla a mejilla" .
Asimismo, en el prólogo se lee que “estas hermanitas no tienen miedo” y que los gestos "predican a Jesucristo mejor que cualquier sermón", tocando los corazones “incluso las personas más distantes".

“ Lo que encanta y atrae, no es la fuerza de los instrumentos o la dureza de la ley sino la debilidad omnipotente del amor divino ”

“Lo que encanta y atrae, y se abre y se deshace de las cadenas” dice Francisco, “no es la fuerza de los instrumentos o la dureza de la ley” sino “la debilidad omnipotente del amor divino: fuerza irresistible de su dulzura y la promesa irreversible de su misericordia” concluye.
 

05 marzo 2018, 16:16