Buscar

Vatican News
7 de enero: en República Dominicana tuvo lugar la celebración eucarística por el Día del Poder Judicial 7 de enero: en República Dominicana tuvo lugar la celebración eucarística por el Día del Poder Judicial 

Iglesia dominicana llama al ejercicio transparente e independiente de la justicia

En el Día del Poder Judicial en República Dominicana la iglesia llama a los magistrados a ejercer una justicia que sea pronta, asequible e imparcial.

Alina Tufani - Vatican News

El Cuerpo Judicial de República Dominicana se dio cita, este jueves, en la Catedral Primada de América para participar en la celebración eucarística por el Día del Poder Judicial, presidida por el obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Santo Domingo, monseñor Faustino Burgos Brisman, quien felicitó al presidente de la Suprema Corte de Justicia, magistrado Luis Henry Molina, al Procurador adjunto, Rodolfo Espiñeira  y a los numerosos magistrados presentes en la celebración.

“Como integrantes del poder judicial, hoy dan gracias a Dios y le piden su auxilio para seguir ejerciendo con dignidad y decoro esta noble y delicada misión que tienen sobre sus hombros”, manifestó el prelado. En su homilía recordó que los magistrados han asumido "una misión fuerte”, una tarea que siempre será una “bandera discutida”, pues así como les llegarán “alabanzas”, recibirán también “vituperios”.

“Su noble misión es impartir justicia siempre, con transparencia, con independencia de criterios, apegados a la ley y procurando que esa justicia lleve a la paz y la concordia entre todos”, exhortó monseñor Burgos.

El prelado subrayó que en este Día del Poder Judicial se debe hacer un repaso de la trayectoria de la justicia en el país en su etapa republicana, “mirar dónde estamos y hacia dónde queremos ir, cuáles son los logros que queremos alcanzar y los logros que ya se han obtenido, pero también, qué espera nuestra sociedad, cuál es el anhelo y el clamor de nuestra sociedad ante la justicia”.

En este contexto, monseñor Burgos invitó a reflexionar proyectándose hacia el futuro, hacia “una justicia que sea pronta, que sea asequible, imparcial, esa justicia que cumpla a cabalidad su misión y ponga en ejecución los valores y las leyes” , dijo.

Monseñor Burgos animó a los magistrados presentes a mantener la calidad de su trabajo, “que no mengue”, especialmente ante las dificultades causada por las pandemia de Covid-19. 

Seguir haciendo con “dignidad y decoro” su trayectoria, según explicó el auxiliar de Santo Domingo, es hacer que cada dominicano que se acerca a un juzgado a un tribunal pueda decir, “vengo a buscar lo que realmente es mío, lo que me corresponde, que es la justicia”.  De allí, el llamado del obispo a “pedir luz y discernimiento” al Señor: “Ahora, en la posición que ustedes ostentan, siempre denle gracias a Dios”.

08 enero 2021, 09:20