Buscar

Vatican News
2020.07.27 CHILE-PASTORALE-SOCIALE

Cáritas Chile sigue trabajando en favor de familias vulnerables

La pandemia de covid-19 no ha frenado el trabajo de la Caritas Chile, sino por el contrario, ha hecho que se dupliquen sus esfuerzos para llegar a mas personas vulnerables. La Caritas destaca también la gran solidaridad y empeño de los habitantes.

Ciudad del Vaticano

“Acá hay zonas muy pobres, con muchas carencias y dificultades para llegar a fin de mes, por lo que esta ayuda llega en el momento oportuno”. Así lo afirma Juan Cortés, diacono permanente, durante la movilización de ayuda con canastas familiares sociales en Chile, destinadas a los habitantes de Paihuano, Diaguitas y Vicuña, en el Valle del Elqui, así como también a diversos sectores de la comuna de La Higuera, al norte de la región de Coquimbo.

220 canastas familiares sociales

Sin duda, la crisis sanitaria continúa generando problemas sociales y económicos, dejando a muchas familias sin recursos para satisfacer sus necesidades básicas. A través de la campaña “Nadie se salva solo”, se han podido recaudar miles de insumos para ir en ayuda de los mas necesitados. La campaña impulsada por la Pastoral Social- Caritas de la Arquidiócesis de La Serena, ha podido repartir, el pasado viernes, 220 nuevas canastas familiares sociales.

En el mismo sentido, muchas “personas de buena voluntad”, se han organizado de manera particular para aportar estas ayudas, traducido en 40 Cajas Solidarias extras recibidas por la parroquia de Paihuano, así como también 20 Canastas Familiares Sociales adicionales destinadas a la comunidad de Diaguitas.

Ayuda recibida con gran alegría

En cada lugar donde era destinada la ayuda, previamente se había hecho un estudio para conocer la realidad de cada familia y así poder ir hacia aquellos que lo necesitan urgentemente. El P. Marcelo Tomasevic, Administrador Parroquial en la comunidad “Nuestra Señora del Rosario” de Diaguitas, manifestó que esta colaboración “fue recibida por los vecinos con mucha alegría”. En Vicuña, localidad elquina, se pudieron repartir 50 canastas. “Corroboramos los datos para saber en qué situación estaba cada familia, centrando nuestro esfuerzo con los inmigrantes presentes en la comuna, sin descuidar otras familias que también están pasando por dificultad”, puntualizó el diacono Juan Rodríguez.

 

 

 

 

27 julio 2020, 12:43