Buscar

Vatican News

28 de marzo de 2020: ¡Tiempo de prueba, tiempo de Evangelio!

En este sábado 28 de marzo, de la cuarta semana de Cuaresma, la hermana Natalia Sánchez, de la comunidad de la Pureza de María, nos anima a recordar todas aquellas veces en que la Palabra de Dios nos ha tocado el corazón y nos ha cambiado la vida. Así sucedió con las diversas personas que aparecen en la escena del evangelio de hoy.

+ Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Juan 7, 40-53

Algunos de la multitud, que habían oído a Jesús, opinaban: “Éste es verdaderamente el Profeta”. Otros decían: “Éste es el Mesías”. Pero otros preguntaban: “¿Acaso el Mesías vendrá de Galilea? ¿No dice la Escritura que el Mesías vendrá del linaje de David y de Belén, el pueblo de donde era David?” Y por causa de Él, se produjo una división entre la gente. Algunos querían detenerlo, pero nadie puso las manos sobre Él.

Los guardias fueron a ver a los sumos sacerdotes y a los fariseos, y éstos les preguntaron: “¿Por qué no lo trajeron?”

Ellos respondieron: “Nadie habló jamás como este hombre”.

Los fariseos respondieron: “¿También ustedes se dejaron engañar? ¿Acaso alguno de los jefes o de los fariseos ha creído en Él? En cambio, esa gente que no conoce la Ley está maldita”.

Nicodemo, uno de ellos, que había ido antes a ver a Jesús, les dijo: “¿Acaso nuestra Ley permite juzgar a un hombre sin escucharlo antes para saber lo que hizo?”

Le respondieron: “¿Tú también eres galileo? Examina las Escrituras y verás que de Galilea no surge ningún profeta”.

Y cada uno regresó a su casa.

28 marzo 2020, 08:30