Buscar

Vatican News
Nigeria. Monseñor Kukah: crece la persecución contra cristianos Nigeria. Monseñor Kukah: crece la persecución contra cristianos 

Nigeria. Monseñor Kukah: crece la persecución contra cristianos

El pasado 1 de febrero fue encontrado el cuerpo sin vida de un seminarista. Ante los hechos de violencia que vive el país africano, Monseñor Matthew Hassan Kukah denuncia la insensibilidad y la poca actuación por parte del gobierno.

Ciudad del Vaticano

“Este Presidente ha demostrado el mayor grado de insensibilidad en la gestión de la rica diversidad de nuestro país”. Así lo afirmó Monseñor Matthew Hassan Kukah, Obispo de Sokoto, en su homilía durante el funeral de Michael Nnadi, el más joven de los cuatro seminaristas secuestrados el pasado 8 de enero en el Seminario Mayor del Buen Pastor en Kakau, Estado de Kaduna, Nigeria.

El cuerpo del seminarista de tan solo 18 años, fue encontrado el 1 de febrero junto con el de otra persona que había sido secuestrada por los terroristas.

Nigeria ante un gobierno nepotista y narcisista

Ante la grave situación de violencia que vive el país nigeriano, el Prelado calificó al gobierno de “nepotista y narcisista”, “marcado por políticas supremacistas y divisionistas”, lo cual solo lleva a la destrucción. Asimismo, recordó que las promesas que el Presidente Muhammadu Buhari había hecho en el 2015 de reestablecer la seguridad en el país, no han sido palpables, e incluso el Norte del país – lugar de origen del presidente – “sigue teniendo los peores índices de pobreza, inseguridad, indigencia y miseria”.

Inconformidad en aumento

Con ello el Obispo destacó la inconformidad del pueblo, así como del Sultán de Sokoto y el Emir de Kano, lideres tradicionales y morales más poderosos del Islam. “Los líderes tradicionales del Norte, que en 2015 creían que el general Buhari había venido a redimir al Norte, se han vuelto ahora contra el Presidente”, señaló Monseñor Kukah.

Persecución de cristianos

Otro problema que ha ido en aumento es la persecución de los cristianos por parte de grupos armados, principalmente por Boko Haram, extremistas islámicos cuya violencia desde 2009 ha causado, según datos recientes de la ONU, más de 35.000 víctimas, tanto musulmanes como cristianos. “¿Debemos creer que simplemente porque Boko Haram también mata a los musulmanes, no llevan hábitos religiosos? ¿Debemos negar el hecho de que los secuestradores separan a los musulmanes de los infieles u obligan a los cristianos a convertirse o morir?”, denunció Monseñor Kukah.

Uno de sus últimos ataques de este grupo terrorista fue en uno de los suburbios de la capital del Estado de Borno. Esto sucedió horas después de la visita del Presidente Buhari a Maiduguri, donde había ido para presentar sus condolencias por las víctimas del ataque del domingo 9 de febrero contra automovilistas en Maiduguri, donde unas treinta personas perdieron la vida. 

14 febrero 2020, 15:21