Vatican News
Encuentro Mediterráneo, frontera de Paz. Misa de inicio de trabajos en San Nicolás Encuentro Mediterráneo, frontera de Paz. Misa de inicio de trabajos en San Nicolás 

Bari, la gratitud de los obispos del Mare Nostrum

Las conclusiones del encuentro "Mediterráneo, frontera de la paz" serán presentadas oficialmente al Papa Francisco. En la ciudad hay una gran expectativa por la visita del Obispo de Roma que concluirá el evento con la celebración de la Santa Misa.

Federico Piana - Bari

Los cincuenta y ocho obispos y patriarcas del Mediterráneo que participaron en el evento sinodal expresaron su alegría y gratitud por haber recibido la extraordinaria oportunidad de confrontar la libertad y la verdad con sus hermanos en la fe. Cada uno de ellos sabe que desde Bari traerán de vuelta una mayor conciencia de los temas candentes que están afectando a toda la zona del Mediterráneo: desde las guerras hasta el terrorismo, desde las crisis económicas hasta la devastación del medio ambiente. Pero, sobre todo, están convencidos de que a partir de hoy las cosas ya no serán las mismas que antes: porque se ha puesto en marcha un camino sinodal "Mediterráneo" que hará que las iglesias locales sean mucho más dialogantes, mucho más unidas en la acción, menos distantes e indiferentes.

Monseñor Yaldo: hacer oír la voz de los que sufren

De acontecimiento providencial, habla Monseñor Basilea Yaldo, obispo auxiliar iraquí de Bagdad, que agradece de todo corazón haber podido dar testimonio de la situación de su atormentada comunidad cristiana. "Necesitamos - dice - hacer que se escuche la voz de estos países que están sufriendo". La situación en Irak no es fácil, reitera, pero la esperanza no se mata: "En mi país ahora la situación de la Iglesia es muy difícil, la situación política es incierta. Durante el trabajo de esta reunión pedimos y rezamos por la paz, especialmente por Siria y el Líbano. En Irak los cristianos son la minoría, pero una minoría verdaderamente esperanzada".

Monseñor Fahim: nos sentimos cerca de Bari

Monseñor Botros Fahim Awad Hanna, obispo de Minya, vino a Bari para contar las penas y esperanzas de su país, Egipto. "Tuvimos la oportunidad de conocernos mejor entre obispos y patriarcas para que cada iglesia pudiera hacer algo por la otra, en esencia ser solidaria".  Pero el encuentro también sirvió para denunciar el mal y "hacer todo lo posible para promover la paz, la fraternidad y los principios humanos y cristianos", añade. También en Egipto, los cristianos son una minoría llena de alegría y esperanza: "Debemos agradecer al Señor - dice el obispo - que no haya estallado una guerra civil como en algunos de nuestros países vecinos. Tenemos los problemas que tienen todas las minorías, pero aun así logramos expresar y vivir nuestra fe y dar un testimonio concreto de vida".

Gran expectativa por la visita del Papa

Ahora la ciudad de Bari junto con los obispos y patriarcas se prepara para recibir al Papa Francisco que llegará este domingo. El Santo Padre aterrizará a las 8.15 am en Piazzale Cristoforo Colombo. Luego, en la Basílica de San Nicolás, escuchará la conclusión del evento en presencia de los obispos y patriarcas y luego dará su discurso.  A las 10.15, en el Corso Vittorio Emanuele II, tendrá lugar la celebración de la Santa Misa.

23 febrero 2020, 08:15