Buscar

Vatican News
Una mujer y una niña pasan junto a una barricada cerca de la plaza Murillo, en La Paz Una mujer y una niña pasan junto a una barricada cerca de la plaza Murillo, en La Paz 

Nuevo llamado de los Obispos bolivianos a la paz

Tras los acontecimientos ocurridos en Bolivia, la Secretaría General de la Conferencia Episcopal Boliviana hace un llamado a la paz y concordia entre todos los bolivianos.

Ciudad del Vaticano

“Llamamos al entendimiento y paz entre todos los bolivianos”, es el título del mensaje que los Obispos han lanzado el día de ayer tras el continuo clima de tensión y de violencia que se vive en la nación sudamericana.

El encargado de darle lectura fue Monseñor Aurelio Pesoa, Secretario General de la Conferencia Episcopal Boliviana, acompañado de los obispos Eugenio Scarpellini, Obispo de la Diócesis de El Alto, Giovani Arana, Obispo auxiliar de la Diócesis de El Alto y del Padre José Fuentes, Secretario General Adjunto de la CEB.

Paz y concordia

En el mensaje los Obispos hacen un “vehemente llamado, una vez más, a la paz y a la concordia entre todos los hermanos bolivianos”, señalando que es Jesucristo quien invita a buscar esta paz.

Así mismo piden detener los actos violentos, que las ideas no sean causa de dichos enfrentamientos. “Los posicionamientos políticos tienen que servir para construir un país en progreso y libertad, pero no para enfrentarnos entre hermanos”.

Mirar el futuro con esperanza

Los obispos también piden a los líderes políticos que proporcionen “una salida constitucional a la situación creada", mientras que los líderes civiles y los movimientos sociales están llamados a mantener la paz y a deponer todo tipo de violencia.

“Construyamos una Bolivia con respeto, tolerancia, libertad, justicia y verdadero progreso para todos”, exclaman los obispos, invitando a mirar al futuro con esperanza y a construir la Bolivia mediante la paz. “Dios bendiga a Bolivia y nos encamine hacia días de paz y unidad”, concluyen los Obispos.

Situación en Bolivia

Bolivia vive un momento de violencia desde hace algunas semanas, comenzando con las elecciones celebradas el 20 de octubre. En aquellas elecciones, bajo un clima de tensión, según los datos electorales el candidato Evo Morales había ganado nuevamente la presidencia. Esto causo la molestia de la oposición declarando la existencia de un fraude electoral, levantando una ola de manifestaciones en todo el país.

El 10 de noviembre, tras la renuncia del Presidente Evo Morales y las diferentes acciones de violencia que se registraron en Bolivia, los Obispos de la Conferencia Episcopal, los Representantes de Comunidad Ciudadana, de los comités cívicos del país y del CONADE, se reunieron en un diálogo constructivo sobre la inédita situación que atraviesa el país sudamericano.

Según las últimas noticias, la senadora opositora Jeanine Añez asumió la presidencia interina de Bolivia, tras la renuncia de Senadores y Diputados de reemplazar a Morales. La exponente del partido Unidad Democrática (UD) dijo que quería comprometerse de inmediato a la pacificación del país y celebrar nuevas elecciones.

13 noviembre 2019, 12:26