Cerca

Vatican News
El Salvador. Analizando ley de Reconciliación El Salvador. Analizando ley de Reconciliación  (Jose Cabezas)

El Salvador. Propuesta de ley de reconciliación puede crear impunidad

El cardenal Gregorio Rosa Chávez se pronunció el lunes ante la Comisión Política de la Asamblea Legislativa sobre la nueva Ley de Reconciliación que se está elaborando en El Salvador. En específico, sobre la Ley Especial de Justicia Transicional y restaurativa para la reconciliación nacional; y la Ley Especial de reparación integral y acceso a la justicia para víctimas de graves violaciones a derechos humanos en el contexto del conflicto armado

Patricia Ynestroza-Ciudad del Vaticano

El primer proyecto ha sido presentado por la Subcomisión Política de la Asamblea Legislativa; y el segundo, por las asociaciones de derechos humanos. La intervención del purpurado, como él mismo refirió tiene un carácter pastoral, basado en lo que la Iglesia ha ido planteando sobre el tema desde los tiempos de Monseñor Arturo Rivera Damas hasta el día de hoy, en la voz del arzobispo José Luis Escobar Alas.

Postura del arzobispado

La postura del arzobispado de San Salvador, a través de Monseñor José Luis Escobar solicita que la comisión que elaborará la nueva ley debe estar conformada por personas que no sean juez y parte para evitar el conflicto de intereses. Que la ley de reconciliación debe garantizar los derechos de las víctimas al conocimiento de la verdad, el derecho a la justicia y el derecho a la reparación.

Que una ley que protegiera a los victimarios sería una nueva amnistía disfrazada y tendría como uno de sus nefastos efectos la revictimización de las víctimas. Y como explica, “la Iglesia está absolutamente en favor de las víctimas”.

Card. Rosa Chávez: las víctimas tienen derecho a la verdad

El cardenal recordó la nobleza del pueblo salvadoreño: “Nuestro pueblo es noble. La inmensa mayoría de las víctimas son parte de ese pueblo y ya perdonaron en su corazón, pero tienen derecho a la verdad, la justicia y la reparación. Cuando se presentó en el arzobispado el Mensaje del Papa Juan Pablo II que hemos comentado aquí, una señora campesina se levantó y tomó el micrófono para decir: “Los soldados me mataron a mis dos hijos. Ellos eran totalmente inocentes. Yo ya perdoné a los asesinos, pero quisiera saber quiénes fueron para decirles personalmente que los perdono”. Señores diputados: que el Señor les ilumine para que la ley que elaboren nos ayude en el arduo camino hacia la verdadera reconciliación”.

Las palabras del Cardenal Rosa Chávez sobresalieron del resto que habían escuchado los diputados. La posición de las organizaciones sociales, de representantes de las víctimas del conflicto armado, de las universidades y de los militares, habían sido: unas de rechazo al proyecto de Reconciliación que la Asamblea ha elaborado y otras de mediana aceptación al mismo.

El Cardenal enfatizó que debe prevalecer “una actitud de perdón sincero”, sino sería una ley que en vez de calmar las “ansiedades” de las víctimas del conflicto armado “las heridas seguirán sangrando, alimentando en las generaciones futuras un hastío sin fin, que es fuente de venganza y causa de nuevas ruinas”, reflexionó el purpurado.

El Papa Juan Pablo II: “Ofrece el perdón, recibe la paz”

Toda su intervención se basó en lo dicho por el Papa Juan Pablo II en 1997. En su análisis fue recordando pausadamente sus palabras, que “el que ofrece el perdón recibe la paz”.

“Como soy atento a la realidad, siento el deber de expresar mi preocupación por algunas actitudes y declaraciones que en lugar de favorecer la reconciliación pueden fomentar actitudes de venganza y revancha, dice el santo Padre”, manifestó el Cardenal a los diputados.

El Cardenal habló de que es cierto que la justicia debe existir para resarcir a las víctimas y que el perdón no exime al hechor de un crimen y que debe reparar el daño cometido, pero recomendó que “ningún castigo debe ofender la dignidad inalienable de quién ha obrado mal; la puerta hacia el arrepentimiento y la rehabilitación debe quedar siempre abierta”, comentó.

Esto en relación a que el documento que promueven las organizaciones sociales y universidades como el Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Centroamericana (Idhuca) y la Universidad de El Salvador (UES), promulgan no dar cabida al perdón ni exonerar de la cárcel, aunque una persona que resulte culpable de un delito de lesa humanidad y de graves violaciones a los derechos humanos admite que cometió el crimen, pide perdón y ayuda a esclarecer otros hechos similares.

Retroceso en DDHH amenaza a El Salvador con propuesta de ley de "impunidad"

El Salvador sufrirá un serio retroceso en materia de derechos humanos si prospera una iniciativa legislativa de Reconciliación Nacional, que avanza en el Parlamento y que "garantiza la impunidad" de los crímenes perpetrados durante el conflicto armado, alertó el Centro por la Justicia y el Derechos Internacional (Cejil).

"La Ley de Reconciliación Nacional que se pretende aprobar esta semana son retrocesos serios. No sólo revictimizan a quienes necesitan esclarecer lo sucedido, como parte de su reparación, sino que alimentan la impunidad en un país en donde no ha habido una sola persona sancionada por las graves violaciones de derechos humanos cometidas por el Estado".

Universidad en solidaridad con las víctimas

Al igual que otros defensores de derechos humanos, y en solidaridad con las víctimas del conflicto armado, la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas rechaza el nuevo proyecto de ley de reconciliación que la Comisión Política de la Asamblea Legislativa pretende aprobar en tiempo récord. Según la universidad, a pesar de que la sentencia de inconstitucionalidad de la ley de amnistía fue dictada en julio de 2016, la Asamblea Legislativa se tomó casi dos años antes de empezar a cumplir con su obligación de redactar una ley con estándares constitucionales e internacionales de derechos humanos.

30 mayo 2019, 12:12